LaNota.com
 

–––––––––––––––––––––––––––––––––

 

 

RANKING DIGITAL DE MERCADOS DE COLOMBIA

   

110 SECTORES CON SUS EMPRESAS LÍDERES (hacer click aquí)

 

RANKING 2018 TOP 300 EMPRESAS DE COLOMBIA (hacer click aquí aquí)

 

 

 

 –––––––––––––––––––––––––––––––––

 

 

PROYECCIONES ECONÓMICAS 2019-2023 DE COLOMBIA

 

(HACER CLICK AQUÍ)

 

–––––––––––––––––––––––––––––––––

 

PANAMERICANSPORT 

 LO TOP EN INFRAESTRUCTURA DEPORTIVA, RECREATIVA Y COMERCIAL

 

(HACER CLICK AQUÍ)

 

–––––––––––––––––––––––––––––––––

 

 

 

La producción de petróleo de Estados Unidos pasó de 8.4 millones de barriles en octubre de 2016 a 11.4 millones de barriles diarios en octubre de 2018.

 

Ese aumento se ha acelerado en este año. Entre enero y noviembre de 2018 el aumento ha sido cercano a 1.3 millones de barriles diarios. Estados Unidos es actualmente el principal productor de petróleo del planeta, superando a Arabia Saudita y Rusia. 

 

Con una flexible tecnología de punta, con productores privados en lugar de las pesadas empresas públicas petroleras, favorecidos con la baja de impuestos y la desregulación que ha impulsado el gobierno de Donald Trump, el sector petrolero de ese país está en una bonanza sin precedentes. 

 

Cualquier caída en la producción mundial es rápidamente compensada con mayores producciones en los campos no convencionales de Estados Unidos y otros países que utilizan tecnologías como la del ‘fracking’. 

 

Por otro lado, recientemente Arabia Saudita, los Emiratos Árabes y Libia también aumentaron su producción. Además, las sanciones sobre Irán aparentemente afectarán menos de lo previsto sus exportaciones de hidrocarburos . 

 

Todo lo anterior mas que ha compensado el patético descenso en la producción petrolera de Venezuela (récord mundial en mal manejo de un recurso) que ha caído de 3.2 millones de barriles diarios en su mejor momento antes del ascenso del chavismo al poder, a 1.2 millones barriles diarios actualmente. 

 

Según información proporcionada por Bloomberg, la escasez de crudo es tan dramática en Venezuela que durante 2018 sus refinerías han operado en promedio con una utilización del 17% de su capacidad instalada, frente a una utilización de 50% en 2017 y a una de 70% en 2016.

 

Como sea, con los actuales niveles de producción de Estados Unidos y de los principales países de la OPEP la tendencia actual corresponde a la de un mercado sobre ofertado que hace pensar en un retorno a precios por los lados de US$60 barril, luego de haber alcanzado un pico de US$75 barril a mediados de este año.